1° de mayo: “Un antes y un después”

Enorme convocatoria: miles de militantes movilizados, 80 mil firmas contra la LUC y toneladas de alimentos para las Ollas Populares.
0
34

Por Gabriel Mazzarovich

El 1° de Mayo se constituyó en un hecho político y social de enorme relevancia. La respuesta a la convocatoria del PIT-CNT, bajo la consigna “Primero la vida, primero el trabajo” fue enorme.

Miles de militantes se movilizaron en todo el país, se recolectaron toneladas de alimentos para apoyar a las Ollas Populares y se juntaron 80 mil firmas contra 135 artículos de la Ley de Urgente Consideración (LUC).
Hubo movilización organizada en 667 puntos, en los 19 departamentos, barriadas, mesas, cientos de locales abiertos y la actividad se mantuvo durante todo el día.
El PIT-CNT expresó sus propuestas en una conferencia de prensa realizada en la sala de teatro Camacuá de AEBU, que fue seguida en los medios de que adhirieron y por las redes sociales de la central obrera, por miles de personas.
La sala Camacuá tuvo presente decenas de dibujos de niños enviados para conmemorar al Día Internacional de las y los Trabajadores y por los rostros de las y los desaparecidos.
Hicieron uso de la palabra, en nombre de la central obrera, Tamara García, dirigente de la Federación Uruguaya de Empleados de Comercio y Servicios (FUECYS) y Flor de Liz Feijoo, del Sindicato Único de la Aguja (SUA). Majo Hernández y Mario Carrero participaron con su música y su canto (*).

EL POPULAR dialogó con Marcelo Abdala, secretario general del PIT-CNT para realizar un balance de la jornada, destacar las principales propuestas planteadas por la central obrera y analizar las perspectivas inmediatas de movilización.

-¿Qué balance realiza del 1° de Mayo?

Nosotros hacemos un balance extremadamente positivo del 1° de Mayo y queremos reconocer a la vasta militancia que salió, a lo largo y a lo ancho del país, exactamente en 667 puntos de encuentro, para hacer barriadas que recolectaron alimentos para las Ollas Populares y firmas contra los 135 artículos de la Ley de Urgente Consideración (LUC). Fue una enorme movilización, incluso más grande, en número de compañeras y compañeros, que la que participa normalmente en los actos del PIT-CNT por el 1° de Mayo. Si se pudiera utilizar una metáfora diría que toda la realidad económica, política y cultural del país, es un tanto depresiva, creo que el 1° de mayo fue una inyección de endorfina en todo el cuerpo social, porque lo mejor que tuvo fue que operó en el ánimo de la gente para las luchas que tenemos planteadas.
Fue un éxito del método, de la planificación rigurosa, del trabajo del conjunto del sistema de direcciones de la central, obviamente que hay un desarrollo desigual en los distintos lugares de militancia, pero globalmente fue un éxito.

-Uno de los centros fue la pandemia, su impacto sanitario, económico y social, se juntaron alimentos para: ¿Como funcionó esa recolección?, ¿cuáles fueron las principales críticas al accionar del gobierno y las propuestas centrales del PIT-CNT?

La respuesta solidaria de nuestro pueblo fue enorme. Se recolectaron miles de kilogramos de alimentos. Una parte quedaron en los barrios para que lleguen directamente a las Ollas Populares que allí funcionan día a día y el resto, cuya recolección se centralizó, provocó que una de las salas más grandes del local del PIT-CNT quedara desbordada. Esta gran cantidad de alimentos ya fue enviada a la Coordinadora Popular y Solidaria de apoyo a las Ollas Populares. Eso fue muy bueno, una respuesta extraordinaria de nuestro pueblo.
En cuanto al planteo político del 1° de Mayo, el PIT-CNT parte de la base del fracaso del Poder Ejecutivo en lo que ellos llamaban “blindar abril” y el reclamo de un Diálogo Social por la Vida, en el cual, si son pertinentes, que lo son, medidas que disminuyan la movilidad social, que prácticamente no se ha disminuido, se acuerden y también que el Poder Ejecutivo otorgue las partidas sociales que permitan a la gente sobrevivir en la pandemia. Ese fue el planteo central, junto con una reflexión para la post pandemia, de que se necesita un Estado presente, un Estado contra cíclico que juegue un rol activo, a través de distintas herramientas que se propusieron, entre otras acelerar la inversión pública prevista, adelantarla; utilizar un programa de compras públicas favoreciendo a proveedores nacionales y de esa manera generar trabajo; múltiples propuestas que hacen centro en el trabajo de calidad, además de la defensa del salario y los derechos de las y los trabajadores.
Creo que Tamara y Flor de Liz expresaron con mucha claridad las propuestas del PIT-CNT y también la denuncia de situaciones de represión sindical y contra otras compañeras y compañeros del movimiento popular: la situación con las y los docentes, en la carne, en el transporte de carga, en las ollas populares. El 1° de Mayo también fue una expresión clara de solidaridad con las luchas de nuestro pueblo y de condena a las respuestas represivas de las patronales y del Poder Ejecutivo.

-Otro aspecto central fue la recolección de firmas contra 135 artículos de la LUC: ¿Qué valoración tiene de las 80 mil firmas alcanzadas?, ¿cómo sigue la campaña?

El número en sí ya demuestra el éxito de la jornada de movilización, más de 80 mil firmas contra 135 artículos de la LUC que, además, nos permiten no solamente constatar que una parte importante de nuestro pueblo no sabe el alcance de la LUC, sino ubicar una campaña de información, una campaña de defensa de los derechos, porque en definitiva estamos firmando para que el pueblo decida. Se podría sostener que hay un antes y un después del 1° de Mayo, la campaña venía compleja, si tenemos la convicción de que nuestro pueblo quiere firmar, pero en medio de una pandemia siempre las cosas son más difíciles, bueno, estas 80 mil firmas recolectadas en el marco del 1° de Mayo operan sobre la cantidad total de firmas que están a disposición de la Comisión Nacional Pro Referéndum, pero además operan en el ánimo de unidad y lucha. En cada barrio, en cada lugar, en cada localidad, todas y todos los militantes de las más diversas organizaciones, no solamente del movimiento sindical, y cuando digo organizaciones me refiero al campo popular y sus expresiones sociales y políticas, actuando en unidad, juntando firmas, creo que hay un antes y un después.
El desafío es ahora mantener ese ánimo y esa energía para los meses de mayo y junio, cuestión de llegar al 25% del padrón electoral, cosa que se puede lograr, perfectamente, dándonos las formas de militancia que se necesitan.
Bueno ya es decisión de la Comisión Nacional Pro Referéndum, y el PIT-CNT está completamente de acuerdo, mantener la presencia permanente en los lugares de mayor circulación, los vacunatorios, las ferias más importantes del país y promover el desarrollo casa a casa de barriadas. De esta manera buscamos que se mantenga esa aceleración que significó el 1° de Mayo, durante todo este mes y durante junio.
El lunes habrá anuncios importantes de la Comisión Nacional Pro Referéndum, lo más importante es que se puede. Hay que darles continuidad a las acciones desarrolladas en el 1° de Mayo, ya hay actividades previstas para estos dos fines de semana que vienen. Cada día que resta de aquí al 8 de julio debe ser de aceleración de la recolección de firmas porque podemos llegar y vamos a llegar.

(*) Para ampliar la información sobre el 1° de Mayo en nuestro Portal www.elpopular.uy hay 9 galerías de fotos, el video completo de la conferencia de prensa del PIT-CNT y varias notas.