Continúan las protestas en Machu Picchu: manifestantes denuncian «privatización encubierta»

Tras el fracaso en la instalación de una mesa de negociación para discutir sobre la venta de boletos a el ingreso a Machu Picchu, la población de Machupicchu y sus comunidades informaron, a través de un comunicado que luego de la última reunión realizada en la ciudad del Cusco entre las autoridades, no se alcanzó “ningún acuerdo favorable de acuerdo a la plataforma de lucha» .

En consonancia con ello, agrega el documento, se decidió radicalizar “la huelga indefinida en el pueblo de Machupicchu y sus comunidades».

Para el colectivo los responsables de la situación son “las agencias irresponsables de turismo que envíen turistas al distrito de Machupicchu por la vía del Acceso Amazónico estando vigente el paro indefinido».

En el comunicado se exhorta «a la Dirección Desconcentrada de Cultura que cierre la llacta lnka de Machupicchu mientras continúa la huelga indefinida esto por medidas de seguridad» y solicitan se declare la «nulidad del contrato que dio inicio a la actual controversia”.

Según informó teleSUR, “la patronal dueña del negocio turístico” protestó debido a “que cientos de turistas quedaron varados” a partir del bloqueo que las protestas hacen de las vías ferroviarias.

Ello provocó, señala la agencia de prensa que cerca de “700 personas fueron evacuadas en tren este sábado tras la huelga de pobladores” quienes denuncian, según informó el gobierno peruano, que se está ante una “privatización de la venta de entradas”.

Desde hace varios días, los pobladores de Cusco realizan acciones de protestas en rechazo a “la tercerización de la venta de boletos para ingresar a la ciudad histórica”.

Para los colectivos denunciantes, dicha tercerización es “una privatización encubierta”.

Compartí este artículo
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on email
Share on print
Temas