Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Rinden homenaje a Fidel Castro en Santiago de Cuba por el aniversario 94 de su natalicio

Hasta el cementerio patrimonial Santa Ifigenia, en Cuba, sitio que resguarda los restos de Fidel Castro Ruz, llegaron hoy familiares y santiagueros para homenajear al líder histórico de la Revolución Cubana en el aniversario 94 de su natalicio .
0
197

La ceremonia, encabezada por las autoridades políticas y gubernamentales del territorio, incluyó el depósito de ramos florales en honor a quien dignificó la vida de los cubanos después del primero de enero de 1959.

Annia Poblador Serguera, secretaria del comité distrital del PCC José Martí, aseguró a la ACN que no alcanzan las palabras para definir ni describir el significado de Fidel para Cuba y el mundo.

Tal vez sus padres nunca imaginaron cuán grande y trascendente sería ese niño nacido en Birán y que irradió luz a todos pueblos cercanos a la causa revolucionaria, comentó.

Según Poblador Serguera, Fidel representa dignidad para los jóvenes, los cubanos y sobre todos las mujeres, a quienes ubicó en un lugar cimero y reconoció su impronta en la lucha por la liberación nacional.

Asimismo, insistió en la necesidad de serle fiel a sus ideas y principios de solidaridad, igualdad e internacionalismo, tal como lo hace la nación con el mundo en momentos tan complejos por la crisis sanitaria generada por el virus SARS-Cov-2.

Somos Continuidad no deviene eslogan, debemos ser consecuentes con su legado, actuar, en las circunstancias difíciles de hoy, tal como lo hubiera hecho él, concluyó.

En la ciudad a la que entregó el título de Héroe, el homenaje se perpetúa, más este 13 de agosto cuando toda Cuba celebra el cumpleaños del Caguairán Mayor: Fidel.

Hace cuatro años que no está físicamente, pero Fidel Castro Ruz sigue vivo entre los pinareños, esos agradecidos de su infinita obra y pensamiento negados a dejarlo morir.

Es el caso de Lisett Malagón Castillo, residente en el barrio El Cuajaní, en las cercanías del centro del poblado de Viñales, quien asegura que el líder cubano es ejemplo para todas las generaciones.

Hoy da gracias a cuantos la ayudaron a construir su nueva morada, de cubierta sólida, tres cuartos y las comodidades que demandan sus dos hijos enfermos.

Fidel (1926-2016) fue promotor de la salud en Cuba, de la enseñanza, y de cuanto tenemos, explica la pinareña de 39 años de edad, con la convicción de saberse segura en este país.

Para Alina Cabrera Domínguez, corresponsal de Radio Rebelde en la provincia, su inteligencia, mesura envidiable muchas veces, hidalguía y sonrisa tierna, lo convierten en un hombre único, “del cual se aprendía siempre”.

En las conversaciones, Fidel era capaz de hilvanar una idea con otra aparentemente inconexa, porque al final él encontraba siempre un punto de convergencia, apuntó quien hace 28 años ejerce el periodismo.

Alina aún conserva recortes de periódicos que atestiguan la presencia del Comandante en Jefe en Vueltabajo y los instantes en que estuvieron juntos, sobre todo ante el paso de huracanes por el occidental territorio.

Pero desde mucho antes, el hombre de verde olivo estuvo entre los pinareños.

Corría el año 1957 cuando dos jóvenes hermanos, Luis y Sergio Saíz Montes de Oca, residentes en el municipio de San Juan y Martínez, fieles a su accionar, se negaron a conformarse con un presente de mutilación y oscuridad.

Asesinados aquel 13 de agosto con 18 y 17 años respectivamente, cayeron el día en que se disponían a romper la aparente calma imperante en el territorio para celebrar el cumpleaños número 31 de Fidel Castro, quien en la Sierra Maestra luchaba junto a otros en pos de una república como la soñó José Martí.

Cada niño, joven, adulto, anciano de Cuba lleva en sí la marca de un hombre que no perteneció a sí mismo, sino que ofrendó su existencia a la lucha por la justicia social, la igualdad y la dignidad plena de los nacidos en esta porción del Caribe.

Con información de la ACN

Fuente: Cubadebate

Comentarios cerrados.