África de duelo por la muerte de Keneth Kaunda

0
37

Padre de la independencia de Zambia, fundador de la Organización de Unidad Africana y solidario con la lucha contra al apartheid.
Este jueves falleció, a los 97 años, Keneth Kaunda, considerado el padre de la independencia de Zambia y uno de los principales referentes de la lucha contra el colonialismo y la libertad de toda África.
La noticia de su muerte ocupó breves despachos de algunas agencias de noticias y poco más. Es una gran injusticia con una de las figuras importantes de la lucha de los pueblos africanos por su libertad y su independencia.
Kaunda encabezó la insurgencia en su país para lograr la independencia da la potencia colonial que lo dominaba, el Reino Unido. Fue dirigente del Congreso Nacional Africano y luego fundador y dirigente del Partido Unido para la Independencia Nacional. Luchó activamente por la libertad de su pueblo y de todos los pueblos de África desde 1949, la estrategia de lucha que encabezó permitió la conquista de la independencia de Zambia en 1963, fue el primer presidente de su país.
Kaunda fue solidario con las luchas de los otros pueblos africanos en particular con la que libraban los patriotas sudafricanos contra el brutal régimen del apartheid. Kaunda personalmente y Zambia como país, dieron apoyo y refugio a los militantes del Congreso Nacional Africano y del Partido Comunista de Sud África. Kaunda fue particularmente solidario con Nelson Mandela.
El fallecido Kaunda era de las pocas figuras referenciales de la lucha por la independencia y la libertad en África que aún quedaba con vida. Kaunda compartió esa gesta, que abarcó buena parte de los años 50, 60 y 70 del siglo pasado y está tan silenciada y olvidada, con figuras de la talla del nombrado Mandela, en Sud África; Patricio Lumumba, en el Congo; Agostinho Neto, en Angola; Samora Machel, en Mozambique; Amílcar Cabral, en Cabo Verde y Guinea Bissau, por nombrar solo algunos. Varios cruelmente asesinados y la mayoría sufriendo persecución y cárcel.
Kaunda, los citados y cientos de otros patriotas africanos encabezaron las luchas de sus pueblos por lograr la independencia de los países coloniales que los sometían: Reino Unido, en el caso de Zambia; Bélgica, Portugal, Francia, Holanda, en el caso de los otros pueblos.
Kaunda dedicó su vida a la independencia de Africa y a construir su unidad. Además de ser el padre de la independencia de Zambia, su país, de la acción solidaria con las luchas de otros pueblos del continente, fue uno de los fundadores de la Organización de la Unidad Africana (OUA).
Por ello, el actual presidente de la Comisión de la Unión Africana, Moussa Faki Mahamat, según informa Prensa Latina, lo describió como “un luchador por la libertad, un hombre de Estado, un visionario y un icono de la lucha para la liberación”.

El Partido Comunista Sudafricano (SACP) emitió una declaración expresando su “más sentido pésame al pueblo de Zambia, así como al pueblo africano en general”.

Califica a Kaunda como uno de los patriotas y revolucionarios africanos “más prominentes”. “La liberación del pueblo africano del colonialismo europeo no habría sido posible sin los esfuerzos y colaboración de los diversos revolucionarios africanos que sacrificaron sus vidas”, destaca.

“Los sudafricanos están particularmente agradecidos a Kaunda y al pueblo de Zambia por la solidaridad que les brindó durante la lucha contra el apartheid. Kaunda era un firme partidario del movimiento contra el apartheid. A pesar de los innumerables ataques del régimen del apartheid y las fuerzas imperialistas, Kaunda dio refugio a nuestro movimiento de liberación nacional para seguir librando la lucha contra el apartheid. Su gobierno fue más allá para hacer contribuciones materiales cruciales al Congreso Nacional Africano y al movimiento contra el apartheid, a pesar de las dificultades que enfrentaba la nación zambiana en ese momento”, recuerdan los comunistas sudafricanos en su declaración.

“En memoria de Kenneth Kaunda, el SACP llama a la unidad del pueblo africano en la lucha por la liberación total de África del imperialismo. La soberanía política y económica del continente africano es imperativa para la transformación y el desarrollo democráticos. El SACP también llama a la unidad de la clase trabajadora en el liderazgo de la lucha por la emancipación completa, por el socialismo”, culmina la declaración.