Los números del terror sionista en Gaza

0
7

Durante el mes de mayo y como resultado, de los ataques de las fuerzas de ocupación israelíes contra los palestinos, se produjeron 292 muertes de palestinos.

La cifra de lesionados alcanzó a 3.569, mientras que 2.105 fueron detenidos y 19.815 viviendas e instalaciones fueron demolidas.

Los datos emergen del informe producido por la agencia palestina “Wafa”, que da cuenta de las violaciones de las fuerzas y colonos de la ocupación durante el mes de mayo.

En el mismo se señala que, durante el curso de los 11 días que duraron los ataques de las fuerzas israelíes contra la Franja de Gaza, murieron 256 palestinos.

El informe reporta que, del total de muertes, 66 corresponden a niños, lo que significa que, casi el 27% de las muertes ocasionadas por la agresión, tuvieron como víctimas niñas/os palestinos.

Además de estas muertes, del total de palestinos lesionados (1950), 560(29%) de los mismos, fueron niños/as.

Junto a la masiva destrucción de casas, la agresión provocó el desplazamiento de más de 120.000 palestinos de sus hogares.

De acuerdo al reporte, se confirmó “la muerte de 34 palestinos, mientras otros 1.837 resultaron lesionados en los ataques de las fuerzas de ocupación contra los fieles en la mezquita al-Aqsa y contra activistas de solidaridad en el barrio de Sheikh Jarrah”.

En el correr del pasado mes, se agrega, “las fuerzas de ocupación arrestaron a 2.105 palestinos en las localidades de Cisjordania, incluidos 1.700 en los territorios palestinos ocupados en 1948.

Actualmente, sigue denunciando el informe, “unos 4.650 palestinos están detenidos en las cárceles sionistas”, entre ellos, “180 niños/as, 39 mujeres y 550 presos enfermos”.

Como resultado de la agresión israelí contra la Franja de Gaza, describe el informe, se produjo “la destrucción y demolición, total o parcial, de 19.811 entre viviendas, torres residenciales, mezquitas, iglesias, cementerios, fábricas y establecimientos económicos, industriales, comerciales y agrícolas, además de escuelas, centros de salud y medios de comunicación”.

Las tropas de ocupación israelí, cometieron, además, “190 violaciones contra periodistas, lo que provocó la muerte de un periodista y heridas a otros 75”.